Retablo Mayor

El peregrino después de su marcha diaria, encuentra en el municipio de acogida el aliento y el recogimiento necesario para su descanso. En Rioseco puede disfrutar de una jornada grata, contemplando la Iglesia de Santiago por su exterior, para más tarde en su interior, y ver el gran retablo mayor, donde el peregrino  descubre una expresiva y completa vida de Apóstol.

El retablo mayor, dedicado a Santiago el Mayor, es toda una síntesis del esplendor que consiguió la estética del barroco. La profusión en la decoración y el dorado, están sometidas al orden y al equilibrio más clásico en su ordenamiento arquitectónico: el banco, los dos cuerpos, el ático-cascarón y las cinco calles que los recorren de abajo a arriba están perfectamente delimitados por columnas y frisos. Hay, además, una clara distinción entre los elementos arquitectónicos, marcados por el dorado y los elementos escultóricos policromados.

La labor escultórica sigue un riguroso programa iconográfico, centrado en los episodios de la vida del apóstol Santiago y su vinculación con España. Destacan el gran relieve central del segundo cuerpo, dedicado a la aparición de la Virgen al Apóstol Santiago en Zaragoza y en el ático, el busto de Santiago Matamoros.

La obra fue costeada por Juan Álvarez Valverde y su mujer, María Paz. Las trazas las diseñó Joaquín de Churriguera y de la parte arquitectónica se encargaron en 1703,  Diego de Suhano y Francisco Pérez. La parte escultórica corrió a cargo del riosecano, Tomas de la Sierra, que la ejecuto en la más pura tradición castellana.

 

El retablo Mayor de la Iglesia de Santiago está dedicado íntegramente a la vida de Santiago. Es una obra realizada en el siglo XVII, por Juan de Churriguera. Este retablo sustituyo a otro gótico anterior del cual quedan algunas tallas en los retablos laterales.

El retablo es toda una catequesis en torno a la figura de Santiago el Mayor. Consta de elementos y representaciones de los textos del Evangelio en que aparece Santiago.

Los relieves 2-3-4-5-6-9-23 y 26 relatan escenas del Evangelio. 

El relieve 23, la madre de los Zebedeos pide a Jesús un sitio importante en su reino.

Relieve 26, fueron a casa de Tedeo y la encontraron en con fiebre y Jesús la tomo de la mano se le pasó la fiebre y se puso a servirles.

Relieve 9, Jesús se llevó a Pedro, Santiago y Juan al Monte Tabor y se transfiguró delante de ellos.

Relieve 13, Jesús ora en el Huerto de los Olivos.

Relieve 2, los discípulos San Juan y Santiago vieron a Jesús caminando sobre las aguas cuando pescaban.

Relieve 3, Jesús en el lago de Galileo, pide  a los hijos de Zebedeo que le sigan.

Relieve 4, el sagrario con el relieve de la Resurrección. 

Hay otros relieves más pequeños con escenas también de los evangelios.

Otras escenas del retablo narran acontecimientos de la vida de Santiago sacadas de la Leyenda o de la tradición (de Pedro de Balduque).

La talla 12 se presenta a Santiago como peregrino con el bordón y un libro en calidad de escritor por sus epístolas de Nuevo Testamento.

El relieve 25, la tradición dice que Santiago desaminado al no conseguir conversiones decide volver a Palestina, pero a orillas del rio Ebro se le aparece la Virgen en Zaragoza y le da una columna de piedra como fortaleza de fe que en la Iglesia perdura firme como esa columna.

El relieve 36, en Clavijo los cristianos ivan perdiendo la batalla ante los moros, se aparece, Santiago con un caballo blanco y pinto, no lo sabe y los cristianos vencen.

Los relieves 34, 35,37 y 38 relatan el traslado de los restos de Santiago desde Jerusalén a Compostela. Los discípulos reciben los restos de Santiago decapitado y deciden llevarlos a Hispania donde había predicado (37). En barco llega a tierras españolas de Galicia (34). En Padrón el barco no puede navegar más, piden a la Reina Lupa que les proporción un medio de trasporte, y esta les deja una carreta con dos toros bravos. Al iniciar el camino los toros de vuelven mansos y así pueden llegar al interior (38). Pero al llegar a Compostela los toros no quieren seguir y le entierran allí al Apóstol.

Las imágenes 7-8-14-15-21-22-29-29-30-31-32 y 33 representan a los doce Apóstoles.